DÍA DE LA MUJER

El Día Internacional de la Mujer Trabajadora, también llamado Día Internacional de la Mujer, conmemora la lucha de la mujer por su participación dentro de la sociedad. Se conmemora el día 8 de marzo. Fue institucionalizado por decisión de las Naciones Unidas en 1975, con el nombre de Día Internacional de la Mujer.


La primera conmemoración del Día Internacional de la Mujer se realizó el 19 de marzo de 1911 en Europa, y su conmemoración se ha venido extendiendo, desde entonces, a otros países y continentes.
En 1972 la Asamblea General de las Naciones Unidas declaró el 1975 Año Internacional de la Mujer y en 1977 invitó a todos los Estados a declarar, conforme a sus tradiciones históricas y costumbres nacionales, un día como Día Internacional por los Derechos de la Mujer y la Paz Internacional.


Y en este año mariano como no podía ser de otra forma, María fue, es y será ejemplo de mujer…
A continuación, los alumnos de 4to grado nos presentarán virtudes de nuestra madre del Cielo que resplandecen cada día, digna de admirar y aprender como modelo de Mujer.

Amor a Dios
El amor a Dios es la principal virtud que hemos de imitar de María. Porque la caridad es la madre de todas las virtudes. ¿Y cómo imitarle esta virtud? Hay que ejercitar este santo amor, observando los mandamientos, huyendo de la culpa mortal y evitando también toda caída en el pecado venial.


2. La humildad
La Virgen María nos enseña a reconocer nuestra pequeñez en la presencia de Dios; nos invita a moderar el apetito desordenado de la propia excelencia, a remover la soberbia.
3. Fe y aceptación de la Palabra de Dios
La Virgen Santísima fue un modelo de fe. Así nosotros, para nuestra salvación, hemos de prestar obediencia al don divino de la fe: a) para la gloria de Dios, b) para ser conducidos por la luz divina, y c) para ser fieles al proyecto de amor para el cual hemos sido creados.


4. Obediencia generosa
La Madre de Jesús nos ha dado muestras de que la obediencia nos proporciona ventajas inestimables: a) impide los malos efectos del amor propio.

5. Caridad
Para que la caridad sea perfecta no basta el no desear el mal a nuestros hermanos; es necesario que nos sacrifiquemos por ellos.
María estuvo pronta a servir con generosidad.

6. Sabiduría reflexiva
Procuremos amar el silencio, huir del contagio del mundo, ya que en el silencio es donde Dios penetrará hasta nuestro corazón y nos hará oír sus palabras de vida eterna.
7. Piedad
Así como María, hemos de conservar y aumentar el espíritu de piedad para unirnos con Dios.

8. Paciencia y fortaleza en el dolor
María fue la Madre que nos dio un verdadero ejemplo de paciencia y serenidad en el cumplimiento del plan divino. Ella, con un verdadero espíritu de fortaleza y paciencia, afrontó las penalidades de la vida… Así nosotros hemos de guardar paciencia en las dificultades y ejercer la fortaleza ante la calamidad.

9. Pobreza y confianza en el Señor
María se entregó sin reservas al plan de Dios, y su pobreza la hizo plenamente rica … Su ejemplo de vida nos llama a no guardar demasiado afecto a las cosas temporales, con el objetivo de hacernos más libres en nuestra entrega a Dios.
10. Esperanza
La esperanza es una virtud sobrenatural que Dios infunde en el alma del cristiano para que confiemos en el auxilio del cielo. Es una virtud que puso en práctica la Madre de Dios. Por eso, debemos alimentarnos siempre de esperanza, cuyo fundamento es la bondad divina. Esta firme y generosa esperanza debe servirnos de ejemplo en todas las tribulaciones de la vida, por grandes y sensibles que puedan ser.

Si revisamos la historia, vemos que realmente la Santísima Virgen María Desempeñó un papel muy importante en el descubrimiento y la conquista. Por eso los invitamos a imitar un poquito de lo que ella nos enseñó, para lograr ser UNA GRAN MUJER, UNA GRAN PERSONA.

Sé el primero en comentar en «DÍA DE LA MUJER»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


es usted humano? *

Secured By miniOrange